fbpx

6 casos de personas que contactaron al Demonio

Personas que tuvieron contacto con el demonio…

La paciencia de Job

la-paciencia-de-job

Una de las principales historias de este tipo se encuentra en la Biblia y es la de Job, un hombre muy rico y religioso. Resulta que Satanás propuso al Todopoderoso que probaran la fe de Job, alegando que es fácil adorar a Dios cuando se tiene de todo. Satanás hizo que el pobre y desafortunado perdiera los bienes, los hijos y acabara teniendo lepra. Aún así, mantuvo la fe. Después de eso fue recompensado, recuperando todo al doble. Increíble!





Cerdo expiatorio

cerdo-expiatorio

Según el Evangelio de San Lucas, Jesús andaba caminando por la región de Gadara, en Palestina, cuando de repente se encontró con un hombre dominado no sólo por un demonio, sino por varios de ellos. Por eso, su nombre era Legión. Cristo “transfirió” a los espíritus malos a unos cerdos que se encontraban cerca del lugar. Poseídos, los puerquitos se lanzaron por un abismo, cayendo en un lago y todos se ahogaron.


Sacerdote exorcista

padre-exorcista

El sacerdote italiano Pío, nació en 1887, afirmaba haber sido molestado por Lucifer en diversas formas: como un perro monstruoso, una chica desnuda y hasta un ángel. Esto porque Pío era un experto exorcista. Según otro sacerdote, Tarcisio de Cernivara, el propio líder del infierno admitió durante uno de esos rituales: “¡Usted nos da más trabajo que San Miguel!”.





Disputa con la Virgen

pelea-con-la-virgen

La bosnia Mirjana Dragicevic dice haber recibido visitas de la Madonna María desde 1981. Pero que también había sido visitada por el diablo. En 1982, él le pidió que renegase de Maria y seguirle a él para ser feliz en el amor. Mirjana se negó y la Virgen de inmediato apareció para ella, diciendo que el demonio es la raíz de todo lo malo que nos sucede.


En llamas

en-llamas

Uno registro más de visitas diabólicas es el de la portuguesa Alejandrina María da Costa, en la primera mitad del siglo XX. En diarios y cartas, cuenta que Satanás se aparecía para hacerla perder la fe. “Una tarde, sentí como si mi carne estuviera ardiendo. Una de las personas presentes, dijo: “¡Huele a quemado!’”, escribió.




DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

oscarhttps://oscarsaid.com
Formador de historias verídicas y mitológicas en la configuración de D'A (Dimensión Alterna) puede seguirme en la red social o en el grupo de FB: Dimensión Alterna

Artículos relacionados

artículos populares